Escuelas, ayuntamientos, entidades cívicas y el Consejo del Valle de Arán, han suscrito un manifiesto en defensa de la lengua aranesa frente a la nueva ley que está tramitando el Parlamento autonómico de Cataluña para regular la oficialidad de la lengua. Los firmantes exigen derechos lingüísticos.

El manifiesto acoge las reflexiones que se han producido a lo largo de los últimos días en las reuniones que el Consejo General de Arán ha convocado con los ayuntamientos, el Instituto de Estudios Araneses, maestros y el Consejo de Asesores de la lengua, además de entidades como Lengua Viva.

El texto pretende ser una defensa de los derechos de los ciudadanos de Arán para que puedan mantener viva la lengua en Arán y en el resto de Cataluña. Cabe recordar que el aranés es lengua cooficial -con español y catalán- en el Valle de Arán.

Un lugar incómodo para el nacionalismo catalán

En este sentido, los dirigentes del Consejo del Valle de Arán ha defendido ante las instituciones autonómicas y nacionales que la comarca mantenga sus instituciones propias y características culturales.

Así, por ejemplo, el aranés es ‘vehículo de expresión normal de las actividades docentes y administrativas de los centros docentes del Valle de Arán’, pero sin embargo, la comarca se incluirá en una veguería sin consenso y en contra de la posición del síndico de Arán y diputado autonómico del PSC, Francesc Boya.

Un estudio reciente ponía de manifiesto que las webs de la Generalidad de Cataluña no cumplen con lo dispuesto en el Estatuto de Autonomía que declara la lengua aranesa como cooficial y de uso en las instituciones públicas autonómicas.

http://www.vozbcn.com/2010/05/06/182...fender-aranes/