La recaudación por multas de tráfico crecerá un 20% por las modificaciones que introduce la Ley de Seguridad Vial que entrará en vigor el próximo día 25, asegura en una nota de prensa la empresa de gestión de multas DVuelta.

Este porcentaje podría elevarse hasta un 50 por ciento en el caso de algunos ayuntamientos en los que, según asegura la empresa, ha crecido en mayor medida la presión sancionadora.

DVuelta precisa que el ayuntamiento de Madrid, que ingresó casi 300 millones de euros por multas en 2009, podría recaudar este año en torno a los 450 millones de euros, casi tanto como la Dirección General de Tráfico (DGT) en todo el país.

En este último caso, señala, con la nueva Ley de Seguridad Vial, la recaudación de la DGT por multas podría acercarse a los 490 millones de euros en los próximos doce meses, casi un 250 por ciento más que en 2005.

Critica también la empresa que los conductores multados que se acojan a la fórmula de pronto pago han de renunciar a defenderse y se convalida automáticamente la pérdida de puntos que conlleve la sanción.

Subraya la nota que el aumento del importe de las multas neutraliza el beneficio económico del descuento por el pronto pago que, además, otorga automáticamente firmeza a la resolución sancionadora.

También critica la ampliación del plazo de prescripción previsto en la ley, de uno a cuatro años, lo que, a juicio de DVuelta, vulnera el principio de seguridad jurídica y el principio de legalidad que contempla la Constitución, y equipara, subraya, una sanción por estacionamiento indebido con un delito con responsabilidad penal.EFE

Rubalcaba dice que el Guardia Civil multa por obligación y no por recaudar

El ministro del Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba, ha recordado que la obligación de la Guardia Civil es cumplir la ley y, en consecuencia, poner multas. Sin embargo, ha asegurado que su objetivo con esta capacidad sancionadora no es aumentar la recaudación sino garantizar la seguridad vial.