...en vulgar valenciana ...


viernes, 17 de noviembre de 2006
La Academia Valenciana de la Lengua -catalana- AVL
Publicado por La_Seu a las 10:26 | 0 Comentarios | Enviar
Nos desayunamos hoy con la foto de Figueres y Font de Mora, el titular es clarificador. El Consell avisa de que la Gramàtica de la AVL obliga a toda la Administración

No hay sitio para disidentes, el rodillo de tiempos de Lerma ha vuelto en tiempos de Camps, ahora pasa por encima de todos aquellos que intentan mantener viva la histórica lengua valenciana, el idioma del viejo Reino de Valencia. Luego, ya vendrá la sumisión a los paises catalanes.


Y eso que la seriedad de la academia de marras, está cuanto menos en entredicho despues del apoteósico Val è ncia.

València se seguirá escribiendo con “e” abierta aunque se pronunciará como cerrada

Además vienen nos reconoció el uso de algunas palabras que llevamos SIGLOS utilizando, hasta hace bien poco proscritas por los ilustres lingüístas de la AVL.

¿Pa qué? Luego nos vendrán los de siempre diciendo hayq ue dejar a los lingüístas, los politicos deben quitar sus manazas, pues bien ¡¡ Que quiten sus manazas de nuestra lengua los políticos lingüistas si no quieren llevarse un mordisco ! y que cierren ya ese despilfarro que es la AVL, con un presupuesto cercano a los 4 millones de euros, frente a subvenciones de 150.000 euros para la Real Academia de Culruta Valenciana que con mucho menos presupuesto sigue hacendo su trabajo, el mismito que la otra infinitamente más cara.

Un artículo de LP al respecto.



CULTURA (ja ja ja) (Ja ja ja que anchos nos hemos quedao)

València se seguirá escribiendo con “e” abierta aunque se pronunciará como cerrada

La Acadèmia aúna la escritura tradicional y la evolución del habla en su diccionario ortográfico
La Acadèmia Valenciana de la Llengua presentó ayer el ‘Diccionari ortogràfic i de pronunciació del valencià’. Para los propios académicos, se trata de la primera obra de la institución con trascendencia para la sociedad valenciana. Entre otras cosas, la AVL decidió finalmente mantener la grafía de ‘València’.

M. GORDILLO/VALENCIA

Los valencianohablantes ya pueden ir a la “peluqueria” o a practicar “deport”. También podrán pronunciar “Valéncia” [sic], con la “e” cerrada, aunque deberán seguir escribiendo “València”, con acento grave o abierto. La Acadèmia Valenciana de la Llengua (AVL) presentó ayer el “Diccionari ortogràfic i de pronunciació del valencià”, su primera obra de trascendencia social.

El diccionario es un manual con 79.000 entradas que incluye todas las variantes de género y número, así como indicaciones de pronunciación. Se trata, para los propios académicos, de una obra “de consenso”, ya que conjuga la escritura valenciana tradicional y la evolución de los usos del habla. Así, se aceptan ahora algunas variantes que, aunque puedan parecer “castellanismos”, están bien documentadas como “llonja”, “mentira” o “panader”. También se adaptan algunos extranjerismos con la acentuación valenciana, como “sàndwitx”.

La presidenta de la AVL, Ascensió Figueres, aseguró que el trabajo presentado ayer dotaba de mayor valor y personalidad a “la lengua propia de los valencianos”. En la misma línea se pronunció el presidente de la sección de Gramática, Antoni Ferrando, quien explicó que los objetivos del diccionario eran actualizar la normativa del valenciano y promover su uso . Eso sí, Ferrando apuntó que, en este último ámbito, la responsabilidad principal recae sobre la Generalitat, que debe tomar las medidas para extender el uso correcto del valenciano.

Por su parte, el presidente de la sección de Lexicografía, Jordi Colomina, expuso que los criterios básicos del diccionario provienen del dictamen sobre la denominación del valenciano, de febrero de 2005. Esos puntos de partida son la noción de una “lengua compartida” con la antigua Corona de Aragón, y la preservación de sus características propias. El conseller de Educación y Cultura, Alejandro Font de Mora, se felicitó por la primera gran materialización de la Ley de creación de la AVL


Las ordenes de la Generalitat.


Valencia

El Consell avisa de que la Gramàtica de la AVL obliga a toda la Administración
El Consell avisa de que la Gramàtica de la AVL obliga a toda la Administración

Font de Mora elogia que la obra sea fruto del consenso de las sensibilidades lingüísticas

La Gramàtica Normativa Valenciana se vistió ayer de largo. La presidenta de la Acadèmia de la Llengua, Ascensió Figueres, y el conseller de Cultura, Alejandro Font de Mora, presentaron la obra “más importante” del ente normativo. El conseller recordó que esa Gramàtica debe ser seguida por toda la Administración valenciana.

J. C. FERRIOL/ VALENCIA


Hace unas semanas, la Acadèmia Valenciana de la Llengua consiguió superar uno de sus momentos críticos, el de la elección del presidente de la institución, después de que en la primera votación ningún candidato alcanzara los votos necesarios. Finalmente, Ascensió Figueres consiguió sacar adelante su reelección.

Ayer, en cambio, la institución normativa del valenciano vivió uno de sus días grandes: el acto de presentación de la Gramàtica Normativa Valenciana (GNV), la obra más importante –en palabras de la propia presidenta de la institución– de las elaboradas hasta la fecha por la Acadèmia.

La nueva Gramática, aprobada por la institución hace varios meses, simboliza como pocos acuerdos la capacidad demostrada por el ente normativo en no pocas ocasiones de llegar a acuerdos entre las distintas sensibilidades lingüísticas representadas. Entre otras razones, porque está construido, tal y como explicó el vicepresidente de la institución, Manuel Pérez Saldanya, a partir de dar prioridad a las formas valencianas, y al mismo tiempo, incluir las “variantes usadas en el resto del ámbito lingüístico compartido”.

Junto al contenido de la Gramàtica, el acto de ayer contó con una presencia particularmente destacada, la del conseller Alejandro Font de Mora. Destacada porque a comienzos del pasado año, el titular de Cultura y Educación tuvo que presidir la tormentosa sesión plenaria que debatió el dictamen sobre el nombre del valenciano.

Font de Mora aprovechó su intervención ayer para destacar el “apoyo” de la Generalitat a los trabajos del ente normativo del valenciano, y en particular a la elaboración de esta Gramàtica, “la más completa de las escritas sobre nuestra lengua”. El conseller aprovechó su intervención para destacar que la GNV no tiene un tono de obligación, sino de recomendación, y que es fruto “del consenso de las sensibilidades lingüísticas que conviven en nuestra sociedad y que están representadas en la Acadèmia”.

Gramática de consenso
En su intervención, el conseller aprovechó para recordar que los acuerdos de la AVL, y la Gramàtica es uno de ellos, “han de ser seguidos por todos los órganos que integran la Administración pública valenciana”. No citó ninguna en concreto, pero más de uno de los presentes pensó en la Diputación de Valencia.

Pérez Saldanya, que ha jugado un papel determinante en la elaboración de la GNV, mostró su confianza en que la nueva obra sirva para “conseguir la normalidad de la lengua”. “Es una gramática de consenso”, subrayó.

Según señalan los autores del texto, la nueva GNV “quiere ser una contribución de la Acadèmia al proceso de construcción de un modelo de lengua convergente con el resto de modalidades del idioma común”.