El conseller de Comerç, Turisme i Consum, Josep Huguet (ERC), ha denunciado la discriminación y boicot que sufren empresas catalanas, a las que se recomienda que no se presenten a concursos "porque no ganarán". Entre los sectores afectados figuran la hostelerÃ*a, los componentes eléctricos y el textil. Sobre las empresas que practican esa discriminación, Huguet aludió a "expúblicas y algunas públicas" radicadas en Madrid.
Fuentes de la conselleria explicaron que Huguet conoce los nombres de esas empresas porque ha recibido información de quienes se han visto discriminados, pero no tiene pruebas concluyentes y por eso no las identifica públicamente, y porque el empresario catalán quiere "discreción". "Se explica el pecado y no el pecador", declaró el conseller.
En una entrevista concedida a Europa Press, Huguet aseveró que "el cava es quizá lo más vistoso, pero el boicot ha ido más allá" de los sectores de distribución y agroalimentación. Según el conseller, "empresas expúblicas y algunas públicas radicadas en Madrid" han protagonizado "casos de discriminación" por razones de origen en los que "advierten al concursante catalán de que no hace falta que se presente al concurso" porque "no tiene ninguna opción" de ganarlo.

ACCIÓN ILEGAL
"Esto no deja rastro, es un hablar por hablar, pero significa una discriminación que vulnera la libertad de mercado. Por tanto, serÃ*a punible con el Código Penal en mano, y vulnera la Constitución en cuanto a que se discrimina por razones de origen", agregó. Huguet diferenció entre la decisión "individual" de una persona a la hora de hacer la compra y la persuasión a grupos catalanes de no presentarse a concursos. A su juicio, la decisión de "comprar o no comprar no es castigable; en cambio, lo otro es una vulneración por dos conceptos: alteración del mercado libre y discriminación por razón de origen".
El conseller abogó por "dar más apoyo" a la internacionalización de los sectores que demuestren estar afectados por el rechazo a productos catalanes en España. Apostó por "ir con mentalidad positiva" y "aprovechar" el boicot para "acelerar" el fomento de la exportación. En este sentido, aconsejó "bajar presión y dramatismo a este intento de los sectores radicales y extremistas de España contra Catalunya", y en su lugar proclamó: "Debemos hacer los deberes y la Generalitat tiene que ayudar, y por esto ayudaremos con nuestros programas de internacionalización" a través del Consorci de Promoció Comercial de Catalunya (Copca). "Si hay gente que nos demuestra que se ha visto afectada, tendrá una prima a la hora de acceder a las ayudas para salir fuera".

Discriminación? es curioso como echamos de menos a las demas regiones de España cuando nos interesa. No querian caldo? pues tomar dos cucharadas!