El 75% de las frecuencias de radio en Cataluña son de titularidad pública, frente al 56% a nivel nacional



La patronal catalana de radios privadas denuncia que la situación es ‘insostenible’ por la competencia desleal de las emisoras públicas, que han aumentado las subvenciones recibidas un 21,3% en tres años, mientras los ingresos por publicidad del sector han caído un 24,3%.

La Associació Catalana de Ràdio (ACR) ha denunciado la complicada situación por la que atraviesan las emisoras privadas en Cataluña debido a la competencia desleal de las radios públicas, que concentran tres cuartas partes de las frecuencias de toda la comunidad y cuentan con una doble financiación: la publicidad y las subvenciones.

De las 735 emisoras de radio que había en Cataluña en el año 2008, 557 (75,8%) pertenecían a emisoras públicas (principalmente a Catalunya Ràdio, ComRàdio, pero también a radios locales) y solo 178 (24,2%) estaban en manos de empresas privadas. Una situación que contrasta sustancialmente con la situación a nivel nacional, en la que 2.448 emisoras (56,2%) son públicas y 1.906 (43,8%), privadas.

Desde la ACR han propuesto la supresión de ComRàdio, propiedad de la Diputación de Barcelona, para reequilibrar esta situación ‘insostenible’, ya que la cadena ha dejado de ofrecer un servicio local, para el que originalmente se creó, pasando a gozar una cobertura prácticamente similar a la de Catalunya Ràdio.

Más subvenciones a las públicas mientras bajan los ingresos por publicidad

La crisis ha agudizado el precario estado de las finanzas de las emisoras privadas ya que los ingresos publicitarios globales han caído de los 75,4 millones de euros de 2007 a 57,1 en 2009, un 24,3% menos, mientras que las subvenciones a Catalunya Ràdio y ComRàdio han pasado de 39,9 millones de euros en 2007 a 48,4 millones en 2010, según datos del diario Expansión. Las emisoras municipales reciben unas subvenciones de alrededor de 500.000 euros de media.

La ACR también critica que las emisoras públicas son ‘extraordinariamente ineficaces e ineficientes’, subrayando que el coste por trabajador en Catalunya Ràdio es de 63.363 euros anuales de media, frente los 35.416 euros anuales de cada empleado en RAC1, la cadena privada del grupo Godó.

El 75% de las frecuencias de radio en Cataluña son de titularidad pública, frente al 56% a nivel nacional | La Voz de Barcelona