La Expo 2008 reabre el frente hídrico entre la Comunidad y Aragón.

Dos acontecimientos internacionales de la relevancia de una Expo y una Copa América enfrentan ahora al Ayuntamiento de Zaragoza y al de Valencia. La reclamación que hacía la alcaldesa Rita Barberá al Gobierno central, exigiendo mayores inversiones para Valencia y calificando de sectario el reparto que de las arcas públicas hace el Gobierno socialista, ha sido mal acogida en la capital maña.
El consejero municipal de Presidencia de la capital aragonesa, Fernando Gimeno, calificó ayer de « improcedentes» las declaraciones de Barberá. El primer teniente de alcalde de Zaragoza aseguró que el endeudamiento de Valencia dobla el de Zaragoza, y que la Comunidad Valenciana es la más endeudada. «Frente a la buena gestión y responsabilidad de Zaragoza», Valencia demuestra que «son una malos gestores y unos irresponsables».
Por su parte, el alcalde de la ciudad del Ebro, Juan Alberto Belloch, en declaraciones a RNE, dijo que la Copa América y la Expo son eventos que no se pueden comparar, porque uno es privado y el otro «público y universal». «Yo, como alcalde de Zaragoza, estoy muy orgulloso de que nuestras inversiones sean infinitamente más amplias que las logradas para Valencia, como es nuestra obligación, y la suya intentar obtener financiación», subrayó.
Carpa promocional
La controversia se suma al envío de Belloch de una carta a Rita Barberá en la que el alcalde de Zaragoza solicita la instalación de una carpa de promoción de la Expo 2008 en Valencia, que el Consistorio levantino no ve con buenos ojos. En la misiva, apela a las buenas relaciones entre ambos ayuntamientos.
Buena relación que quizá se haya visto enturbiada por las declaraciones hechas por Belloch, dado que desde el Ayuntamiento de Valencia se insistió desde el principio en el apoyo «indiscutible a la Expo de Zaragoza», hecho que ayer volvió a reiterar el primer teniente de alcalde de Valencia, Alfonso Grau.
La exigencia del Ayuntamiento que preside Rita Barberá se centra en la petición de un mayor apoyo en inversiones para la ciudad del Turia.
La respuesta del Ayuntamiento valenciano a la misiva de Belloch ha sido que «no considera oportuno que la Expo instale una «Caravana del Agua»» en la ciudad de Valencia, para así evitar polémicas por las diferencias que en los últimos tiempos han mantenido ambas comunidades por sus respectivas políticas hídricas. Pese a ello, desde el consistorio valenciano se insiste en el apoyo a la Expo Zaragoza 2008 y a la presencia que tendrá la Comunidad Valenciana en dicho acontecimiento, con un pabellón de la Generalitat.

abc.es:

http://www.abc.es/20070922/valencia-...709220254.html