Definitivo, nos quedamos sin agua.

Versión para imprimir